agosto 14, 2018

Cómo la biometría revoluciona los deportes para deportistas y fans

by tpcoto in Xesol Biometrics

La biometría es cada vez más común en nuestra vida diaria (ver “Desde aeropuertos al béisbol. El futuro de la Biometría”). Un ejemplo de esto es el uso de diferentes tipos de biometrías en los deportes.

La última aplicación de la biometría en los deportes se halla en guantes biométricos para las carreras de F1, con la finalidad de monitorizar el estado físico del piloto durante la carrera y en caso de un accidente. Estos guantes enviarán datos como la frecuencia del pulso y los niveles de oxígeno en sangre directamente desde el piloto al equipo médico para conocer mejor el estado actual del piloto y las necesidades médicas tras el accidente.

La primera vez que los guantes fueron utilizados fue en 2017 durante las pruebas y se están usando en las carreras en 2018. Sin embargo, junto con otros cambios en la normativa, los guantes biométricos serán obligatorios en 2019.

Otro ejemplo es la Major League Baseball (MLB) la cual, en colaboración con CLEAR, van a implementar la obtención de tickets biométricos. Los seguidores utilizarán sus huellas digitales, y a veces reconocimiento facial, para entrar en el estadio el día de partido. Los tickets impresos ya no serán necesarios. El objetivo va más allá, ya que este método también permitirá a los fans pagar la comida, las bebidas e incluso validar su edad para el consumo de alcohol. La MLB planea implementar los tickets biométricos para la próxima temporada en 2019.

Londres también usa el ticket biométrico para acceder a los estadios utilizando tecnología de reconocimiento facial. En este caso, AnyVision, que se había unido a NVIDIA para desarrollar tecnología biométrica destinada al sector gubernamental, será la encargada de proporcionar biometría para acelerar la entrada a los estadios deportivos.

A mayores, la biometría está siendo usada para monitorizar y mejorar el rendimiento de los jugadores de tenis. Los sensores biométricos miden y analizan movimientos técnicos y aceleraciones, luego los datos se muestran en una app y se almacenan en la nube.

Además, la biometría también permitió determinar que el squash quizás sea el deporte de raqueta físicamente más exigente del mundo. A esta conclusión se llegó tras analizar el ritmo cardíaco de los jugadores, la distancia que estos cubren durante el partido, las aceleraciones bruscas y los movimientos bidireccionales.

Como podemos observar, la biometría en los deportes puede tener muchos usos. La monitorización de deportistas a través de la tecnología biométrica está demostrando ser la manera más eficiente de mejorar el rendimiento y conocer el estado físico de los deportistas, permitiendo una asistencia más rápida en caso de emergencias y concediendo a los fans una experiencia sin igual.